¿Cuál es la mejor personalidad para trabajar en casa?

¿Cuál es la mejor personalidad para trabajar en casa?

Hay algunas empresas que no están de acuerdo con permitir que sus empleados trabajen a distancia desde su casa. El caso más popular es el de Yahoo; sin embargo, estudios recientes han demostrado que esto puede traer consecuencias en la productividad de la organización, ya que muchas personas han demostrado tener mayor rendimiento trabajando desde casa, pero ¿este resultado estará ligado a la personalidad de cada empleado?

Por lo general, es más fácil reconocer que no todos los empleados están hechos para el trabajo a distancia, debido a que se han realizado pocos estudios para determinar quién debería  y quién no debería tener un contrato para trabajar desde su hogar. Es por ello que el Profesor de psicología de la Universidad de Calgary, Thomas O’Neill, junto con sus colegas, realizaron recientemente un estudio que analizó los rasgos de la personalidad de los mejores teletrabajadores.

Para su estudio que fue publicado en la revista Computers and Human Behavior, O’Neill encuestó a trabajadores de dos organizaciones diferentes (una corporación de servicios financieros y una empresa de dotación de personal y de reclutamiento). Los empleados respondieron preguntas sobre su personalidad, su nivel de satisfacción con su trabajo y la percepción que ellos mismos tenían de su propio desempeño. Además O’Neill les pidió que describieran con qué facilidad se distraían al trabajar fuera de una oficina.

¿Los resultados? Los investigadores admitieron que no encontraron nada trascendental. Como predijeron, los trabajadores que se encontraban satisfechos con su trabajo, fueron productivos cuando trabajaban de forma remota. Por otro lado, los trabajadores que se describieron a sí mismos como procastinadores, eran más propensos a distraerse y ser más perezosos trabajando desde casa.

Sin embargo, un hallazgo inesperado, según los investigadores, fue que las personas que indicaron que su personalidad tiene tendencias neuróticas, trabajaban mejor desde el hogar y son los que han alcanzado un mayor rendimiento. O’Neill había predicho que este grupo de personas tendrían problemas para concentrarse, pero ese no fue el caso.

Tal vez la deducción más valiosa del estudio no fue la revelación de quién no tenía habilidades para trabajar fuera de la oficina, que como lo he comentado antes, eran los que se describieron como procastinadores. El aspecto más valioso fue saber por qué no tienen éxito.  O’Neill y sus colegas sugirieron que las personas que trabajan desde casa y se distraen con facilidad, evitan el verdadero trabajo porque no están  satisfechos con sus puestos de trabajo o presentan sentimientos que traen como consecuencia un bajo rendimiento laboral.

The following two tabs change content below.

Lorena Andreus

Escritora por pasión. Hija, hermana y esposa. De Lunes a Viernes, asistente virtual por vocación.
SIn comentarios

Comenta este articulo